Azpilicueta, grandes vinos de La Rioja

Las Bodegas Azpilicueta, enmarcadas en la DO La Rioja, disponen de cientos de hectáreas de viñedos donde crecen distintas variedades de uva en condiciones ambientales variables según la composición, la altitud y la orientación del terreno. Esto les permite un ensamblaje creativo con diferentes expresiones de tempranillo, graciano, mazuelo y viura. Un juego fascinante con las uvas más tradicionales de La Rioja.

En Bevald somos distribuidores de tres de sus vinos sobre los que hoy os queremos contar un poco más:

-Azpilicueta Blanco

Azpilicueta blano

El mosto ha hecho la fermentación alcohólica en depósitos de acero inoxidable. El vino resultante ha permanecido durante 3 meses en barrica de roble de tostado suave y prolongado, enriqueciéndose con los aromas sutiles de la madera y de la crianza sobre lías finas.

De color amarillo pálido con reflejos verdosos. Su nariz sorprende por su intensidad de fruta en sazón pareciendo manzana, pera, una pizca de plátano y refrescantes notas cítricas. Y también por sus flores blancas, de aromas dulces, melosos, que encajan a la perfección con la suave crianza. Boca refrescante, perfumada, envolvente. De gran longitud.

Fantástico en los aperitivos. Triunfa también en armonías clásicas como los pescados blancos a la plancha y el marisco, pero también lo hace con los platos a base de verduras, pescados en salsa y carnes blancas

-Azpilicueta Crianza

Azpilicueta crianza

Vendimia manual. Fermentación en depósitos de acero inoxidable a temperatura controlada en torno a 25ºC. Maceración de aproximadamente 12 días. Este vino ha sido criado durante al menos 12 meses en barricas de roble americano y francés, con dominio del roble americano sobre el francés. Completa su envejecimiento durante un periodo mínimo de 6 meses en botella.

De color rojo cereza, de buena intensidad, vivaz con destellos dorados. Limpio y brillante. La nariz es perfumada donde destacan las notas de fruta, sobre un fondo de madera tostada y suaves aromas de vainilla, coco y especias.

Ideal para acompañar embutidos, arroces, verduras, setas, carnes blancas y rojas.

-Azpilicueta Origen

Color rojo cereza, muy vibrante, muy atractivo. Nos deja expectantes ante lo que vamos a sentir cuando olamos y tengamos el vino en boca.

Nariz deliciosamente afrutada. Y es que, es la fruta lo primero que vamos a captar en este vino: cereza, ciruela, mora, arándano, una leve nota de fresa… Si profundizamos, encontraremos un lado floral, un poco de regaliz. Las especias cedidas por la madera durante su crianza aparecen después: clavo, pimienta, nuez moscada, un toque de vainilla, otro de cacao … La crianza está tratada con sutileza, con elegancia, de forma que es un componente más de este vino, sin destacar.

Y para terminar su boca, deliciosa, perfumada, suave, larguísima. El vino nos abandona finalmente con un recuerdo de frutas y especias y con el deseo de volverlo a probar.